22 de febrero de 2019

 

Holmene, ubicado a solo 10 km al sur de Copenhague, es el proyecto de recuperación de tierras más grande de Escandinavia en los próximos años por parte de Urban Power. Combina varias necesidades en la región: una creciente demanda de sitios para la industria intensiva en conocimiento, producción de energía sin fósiles y una barrera contra inundaciones para asegurar las áreas existentes y futuras. Además añade un enorme espacio natural accesible al público.

La costa histórica de la zona consistía en pequeños islotes deshabitados con una rica y diversa vegetación y vida silvestre. Sin embargo, la necesidad de una industria a gran escala en la década de 1960 condujo a una extensa recuperación de tierras, que reemplazó la naturaleza con un paisaje industrial árido y técnico.

Ahora, 50 años después, el área industrial está completamente desarrollada y existe una demanda de más. En lugar de repetir el enfoque modernista, el nuevo reclamo de tierras “Holmene” servirá para un propósito más alto y agregará valor en una perspectiva más amplia: para el negocio, para el público y para la naturaleza.

“Holmene” consiste en nueve islas industriales; cada una rodeada por un cinturón natural que abarca desde áreas activas para deportes hasta áreas más tranquilas para recreación. Incluso hay varios pequeños islotes y arrecifes inaccesibles para los humanos, para brindar las mejores condiciones para la naturaleza y la vida silvestre tanto en la tierra como en el agua.

La división en nueve islas industriales tiene más ventajas: puede desarrollarse paso a paso sin dejar la impresión de un proyecto sin terminar. Además, las islas pueden desarrollarse temáticamente, dejando las mejores condiciones para la industria innovadora y la investigación dentro de la tecnología verde, las ciencias de la vida y los sectores futuros y aún desconocidos.

El excedente de suelo es la columna vertebral de la tierra de relleno. Financia la construcción de las islas y resuelve un desafío urgente de excedentes de suelo del metro de la región y los proyectos de construcción. Además, el suelo se utilizará para crear un paisaje de protección natural a lo largo de la línea costera existente: hace que el paisaje sea resistente a futuras inundaciones y proporciona una ruta mejorada para bicicletas.

La isla más grande está reservada para el desarrollo de tecnologías verdes y la planta más grande de residuos a energía en el norte de Europa. Los residuos biológicos y las aguas residuales de las regiones 1,5 millones de ciudadanos se manejan aquí y se convierten en agua limpia, recursos y biogás. Junto con el almacenamiento de calor, los molinos de viento y otras tecnologías ecológicas, una reducción anual de al menos 70.000 toneladas de CO2 y la producción de más de 300.000 MWh de energía libre de fósiles: equivalente al consumo de energía del 25% de la población de Copenhague.

Fuente: Urban Power – www.urbanpower.dk
Imágenes cortesía de: Urban Power para Hvidovre Kommune
Otras Notas

Mirá la revista