21 de junio de 2018

Irregolare fue lanzado en Venecia en 2013 por Mauro Ferrandi y Nicolò Zavagno con el propósito de crear lámparas diseñadas que se destaquen por su estética, utilidad y accesibilidad. Zavagno, oriundo de esa ciudad, se especializó en marketing pero luego de trabajar para Articificia Lab (una marca de iluminación), descubrió el mundo del diseño y el trabajo en la iluminación. La marca tiene un ojo puesto en el desarrollo innovador de métodos de producción. Su incansable entusiasmo por los objetos bonitos y de líneas rectas, lo convierte en una aventura muy especial, destacándose la originalidad en cada una de las piezas.

Irregolare diseña candelabros o “arañas” hechos a medida y proyectos iluminadores realizados íntegramente en Italia por artesanos especializados. A partir de una idea o prototipo, creamos soluciones únicas y exclusivas para sus ubicaciones.

Gracias al estudio técnico del equipo y el taller, se trata de crear soluciones de iluminación que respondan completamente a las demandas de los clientes.

Suspensión Vortex y candelabros

La suspensión Vortex es una interpretación de los torbellinos.
Las lámparas Vortex están hechas a mano y por esta razón, al igual que en la naturaleza, cada una es única.

Diseñador: Nicolò Zavagno & Irregolare
Materiales: acero, latón, cable transparente
Fuente de luz: E27

El vidrio caído en forma de hoja

Este es un concepto sobre una caída de vidrio en forma de hoja que el estudio Irregolare presentó a un cliente privado para un vestíbulo en un hotel en Venecia. Las hojas de vidrio están hechas en la isla de Murano por un maestro vidriero y es una forma amorfa. Todas las hojas de vidrio se fijan mediante un cable transparente invisible para crear la sensación de suspensión a tiempo.

Fuente: Nicolò Zavagno & Irregolare – www.irregolare.com
I
mágenes cortesía de: Nicolò Zavagno

Otras Notas

Mirá la revista