28 de diciembre de 2016

El Fish Market es un restaurante que sólo por su nombre, alguien puede adivinar fácilmente la cocina que ofrece. El menú incluye pescado fresco, ostras, sushi y cualquier tipo de pescado.

Más allá de la cocina del restaurante, su diseño fue influenciado por la posición ventajosa del edificio en el viejo puerto renovado de Limassol, la orientación hacia el mar, la vista a los barcos de pesca, las redes de arrastre y la subasta de pesca.

Teniendo en cuenta también las exigencias del cliente, se creó un espacio asequible, funcionalmente correcto y estéticamente atractivo, con un carácter claro e intenso relacionado con el producto que se serviría, pero al mismo tiempo comprensible y legible.

Este restaurante debe ser el primero de una cadena de restaurantes que está a punto de seguir. En consecuencia, un primer espacio piloto tuvo que ser establecido, teniendo en cuenta su desarrollo a una fuerte “marca” que tendría continuidad.

Había muchas limitaciones en cuanto al edificio existente y ese factor creaba dificultades específicas en el diseño. Los suelos, los techos de tableros de yeso, los marcos y las escaleras tenían que permanecer como estaban y como resultado las intervenciones en estos elementos tenían que ser restringidas en un nivel superficial.

Durante el diseño, una variedad de polos de atracciones se apuntaron a ser creadas en una estructura ya formada y restringida, y a ensamblar las diversas ideas de la oferta de la manera más correcta en cada situación.

El espacio se desarrolla en dos niveles, mientras que cada uno presenta su correspondiente espacio exterior. En la planta baja, el espacio exterior de la entrada es señalado por una vidriera que se refiere a la estética de un mercado de pescado, mientras que encima de las mesas, la zarza del refugio y los globos luminosos (envueltos en una red de pesca) nos recuerdan a las boyas de un barco pesquero, completan la imagen y nos dan la impresión de que el espacio es la continuidad del puerto.

El mismo ambiente también aparece en el interior del restaurante. El azul de la profundidad del mar que fue seleccionado para el techo fue la base simbólica del “concepto”.

Un elemento dominante de la planta baja del espacio interior son las cunas de pescado que a la misma vez, actúan tanto como retratos en las paredes y como partes del techo sobre las mesas, constituyendo el fondo para diferentes elementos del espacio siempre tomando como punto de partida el mercado de pescado griego-chipriota, como las fotos de peces o accesorios donde las lámparas simbolizan a peces envueltos en papel o cebo clavado en un gancho.

El mismo estilo se repite también en el segundo nivel del espacio. La madera en las superficies traseras de las estanterías fue colocada como simbolismo a la espina de pescado y delante de ella, botellas vacías con mensajes optimistas de olvidados que buscan receptores.

Los mármoles blancos brillantes en la superficie más grande de las paredes consisten en un material de referencia para los mercados de pescado y también el fondo ideal para recibir en sus superficies el decorativo de gran tamaño hecho de peces envueltos en periódico. El equipamiento del espacio no sólo en el nivel de diseño sino también como paleta de color completa el objetivo total de transferir al espacio una brisa mediterránea.

Ficha técnica:

Nombre del proyecto: The Fish Market – fish restaurant.
Dirección técnica: Minas Kosmidis – Architecture in Concept.
Ubicación: Old Marina Limassol, Chipre.
Superficie: 200 m2  cubiertos, 220m2 exteriores.
Fecha: Mayo 2016

Fuente: Minas Komidis – www.minaskosmidis.com
Imágenes cortesía de: Studiovd –  N. Vavdinoudis – Ch. Dimitriou – studiovd.gr
Otras Notas

Mirá la revista