28 de julio de 2017.

La Bertotti Restaurate & Almacén de Pastas abrió sus puertas en el sur de la provincia de Tucumán, de la mano de la familia Sánchez Bertotti, familia dedicada a la gastronomía desde sus inicios.

Se realizó una inauguración protocolar donde autoridades del municipio y la región estuvieron presente, acompañando este emprendimiento. Además estuvo presente Álvaro Arismendi, reconocido chef tucumano, embajador de la gastronomía en la provincia, quien contó las bases de las nuevas cocina argentina, las cuales tuvo en cuenta a la hora de armar la carta de La Bertotti.

Un poco de historia.

Desde Nápoles, Sicilia, llegó al Puerto de Buenos Aires en 1880 Marco Bertotti, quien abandonó su tierra y su familia y se embarcó en un barco con destino a América. Para pagar su pasaje, trabajó en la nave alimentando las calderas.

Luego de llegar a Buenos Aires se trasladó a Tucumán donde consiguió su primer trabajo como carpintero en un Ingenio de Concepción. Más tarde se casó con una joven del lugar con quien tuvo su primer y única hija: Carolina Bertotti.

Carolina se casó con Manuel Sánchez, un comerciante español, con quien tuvo siete hijos: Clementina, Hugo, José Humberto, Ernesto, Reinaldo y Eduardo Sánchez Bertotti.

José Humberto Sánchez Bertotti fue quien se inició en el rubro gastronómico, fundando en 1939 La Cabaña. Años más tarde, en 1954, se traslada a Concepción como administrados del primer hotel de la ciudad, el Hotel Italia, frente al ferrocarril.

En esta ciudad se casó con Socorro Dávila y tuvieron tres hijos varones: Marcos Américo, Humberto Mario y Antonio Manuel Sánchez Bertotti. Los jóvenes heredaron el espíritu emprendedor de sus antepasados y así fundaron en 1967 la famosa Pizzería Nápoles, la primera de la ciudad, y más tarde en 1972 el bar El Ciervo, que marcó una época en la ciudad.

Antonio Manuel Sánchez Bertotti se casó con Carmen Medina. Son el origen de la nueva generación de los descendientes de Marco Bertotti: Marina, Marianela, Juan Antonio, Juan Manuel, Ricardo y Gastón Sánchez.

En 1983 Humberto Sánchez Bertotti y su segunda mujer Lastenia del Carmen Ramirez, fundaron el bar La Cabaña, cuyo nombre recordaba su primer emprendimiento. Allí criaron a sus dos hijos América y Darío Sánchez.

Actualmente sigue funcionando el legendario templo de la Pizza en Concepción, la famosa Pizzería Nápoles, atendida por Juan Antonio Sánchez.

Hoy, retomando la pasión de los Sánchez Bertotti, no sólo por los negocios gastronómicos que llevan adelante por casi un siglo, sino por el placer de la buena cocina que caracteriza al espíritu italiano, de la mano de Juan Manuel, Marina y Ricardo Sánchez nace La Bertotti Restaurante y Almacén de Pastas. Con el desafío de unir los viejos sabores de los ancestros italianos con la cocina criolla, logrando así una nueva cocina argentina con identidad gastronómica nacional.

Para conocer más sobre este restaurante familiar ubicado en Belgrano 306 (Concepción, Tucumán) ingresa a su web www.labertotti.com.ar o a su Facebook www.facebook.com/labertottipastas.

Fuente: La Bertotti Restaurante y Almacén de Pastas www.labertotti.com.ar.
Imágenes cortesía de: La Bertotti Restaurante y Almacén de Pastas – www.labertotti.com.ar.
Otras Notas

Mirá la revista