25 de agosto de 2017.

En el corazón del distrito de Xinyin se presenta el proyecto Agora Garden, como pionero en el concepto de eco-construcción residencial sostenible.

El objetivo era construir un verdadero paisaje vertical con bajo consumo energético. El edificio es enteramente ecológico. No solo en cuanto a la promoción de reciclaje de residuos orgánicos y agua, sino también de todas las energías renovables y otras nuevas nanotecnologías de última generación (BIPV solar fotovoltaica, reciclaje de agua de lluvia, compost, etc).

Este proyecto de torre residencial permite organizar, a través de su arquitectura vanguardista, un nuevo estilo de vida acorde con la naturaleza y el clima. La torre Agora Garden superpone verticalmente amplios balcones convertidos en verdaderas huertas orgánicas, con una gran variedad de hiervas aromáticas y medicinales.

Esta obra residencial responde a los 4 principales objetivos de la iniciativa ecológica:

1. Reducción del calentamiento climático global.
2. Protección de la naturaleza y la biodiversidad.
3. Protección del medio ambiente y la calidad de vida.
4. Gestión de los recursos naturales y los residuos.

La torre Agora Garden esta directamente inspirada de la estructura del ADN, cada doble hélice está representada en el proyecto por dos unidades de vivienda que forman un nivel completo. Así, desde su base hasta la cima, los 20 niveles habitados en doble hélice se estiran y se retuercen a 90 grados. Inspirado en la naturaleza, el proyecto Agora Garden cuenta con una geometría dinámica. Esta diseñado para que cada nivel lleve a cabo una rotación sucesiva de 4,5 grados por nivel.

La planta baja se construyó en altura doble, a través de sus grandes fachadas transparentes aporta una alta conectividad entre los espacios comunitarios interiores y el jardín exterior.

El núcleo del edificio ha sido diseñado para separar en dos las unidades de alojamiento en el mismo nivel. Este núcleo es fijo (no gira), pero para garantizar la rotación de los pisos está rodeado por un circuito de circulación horizontal (naturalmente aligerado) que da la bienvenida al vestíbulo de entrada dedicado a cada unidad. Este bucle tampón permite así establecer la entrada principal siempre en el eje de cada apartamento y esto a pesar de la rotación de 4,5 grados por piso.

Por uno de los cuatro elevadores de alta velocidad con los que cuenta la torre es posible acceder a los lujosos apartamentos de 540 m2, que se superponen bajo la forma de dos torceduras plantadas unificadas alrededor de un núcleo central. Este concepto estructural inspirado en la cadena de ADN permite una flexibilidad máxima en términos de disposición interior. Asegura también una óptima permeabilidad visual (conectividad exterior-interior) hacia los jardines suspendidos en los balcones y el panorama urbano.

La idea principal del proyecto era la de construir una cascada de jardines suspendidos que cubran todo el edificio. La torre se convierte así en un verdadero parque habitado verticalmente. En estas condiciones sera posible la creación de huertas comestibles en cada habitante del edificio. Huertas orgánicas, jardines aromáticos, hiervas medicinales floreceran, de esta manera, a lo largo  los huertos orgánicos, los jardines aromáticos y medicinales florecerán a lo largo de cada apartamento.

La torre genera a través de su morfología en rotación dos tipos de balcones:

Los balcones ascendentes o positivos: Se encuentran al aire libre y se benefician de poder aprovechar al máximo la luz solar, lo que permite el cultivo de pequeños árboles, arbustos y plantas subtropicales. De este lado se establecen preferentemente los espacios sociales de los apartamentos. También será posible incrustar sombrillas fotovoltaicas en la losa, de acuerdo con los deseos de cada residente, e instalar captores térmicos para producir agua caliente sanitaria.

Los balcones descendentes o negativos: Se encuentran cubiertos por el nivel superior, ofrecen espacios relajantes a media sombra para cultivar flores, verduras y plantas aromáticas. De este lado se establecen las habitaciones.

Ficha técnica:

Proyecto y dirección técnica: Vincent Callebaut Architectures – www.vincent.callebaut.org.
Arquitecto local: LKP Design.
Ingeniero estructural: King Le Chang & Associates.
Ingeniero local: Sine & Associates.
Diseño de interiores: Wilson & Associates (WA).
Diseño de exteriores: SWA,  Horizon & Atmosphere (H&A).
Iluminación: L’Observatoire International, Unolai Design.
Colaboradores: Emilie Diers, Frederique Beck, Jiao Yang, Florence Mauny, Volker Erlich, Philippe Steels, Marco Conti Sikic, Benoit Patterlini, Maguy Delrieu, Vincent Callebaut, Patrick Laurent.
Superficie: 42.335.34 m2.
Ubicación: XinYin District, Taipei City, Taiwan.
Año: 2016.

Fuente: Vincent Callebaut Architectures – www.vincent.callebaut.org.
Imágenes cortesía de: Vincent Callebaut Architectures – www.vincent.callebaut.org.
Otras Notas

Mirá la revista