25 de octubre de 2016

Uno de los retos más difíciles que enfrenta el mundo hoy en día es mejorar la salud. Como una empresa biofarmacéutica global, Astra Zeneca impulsada por la innovación, renueva y amplía sus oficinas aprovechando su gran compromiso con diversos países, enfocado a estar en mejora continua.

El diseño fue basado en una nueva tendencia en imagen y arquitectura para todas las oficinas en el resto del mundo. Su preocupación por el bienestar social, ambiental y laboral de sus colaboradores lo ha impulsado a implementar estrategias de ‘Innovation work’ con la participación de diversas instituciones nacionales e internacionales que aumenten la creación de ideas y prototipos en línea con lo que hacen.

El proyecto se desarrolla en tres niveles con espacios clave distribuidos estratégicamente: base zone, unplugged zone, connected zone, heart space: central hub y key connection routes. La recepción refleja inmediatamente la fuerza de la compañía al tener materiales reflejantes y cálidos, y crea la sensación de inmersión entre el usuario y la marca. La planta perfectamente distribuida, divide áreas públicas de áreas de operación reflejando con la arquitectura la esencia de Astra Zeneca y demuestra en su ADN la estabilidad, liderazgo, responsabilidad y eficacia que se representa en el gran panel que sostiene el nombre de la marca.

En este orden de líneas rectas, los trenes de estaciones de trabajo giran en diferentes ángulos ortogonales, siguiendo plafones y losa aparente con acentos de colores en las alfombras. Todo el color del espacio responde a la teoría del color, donde se combinaron neutros y cálidos para atraer concentración y productividad, con detalles en rojos y amarillos para dinamizar a la gente y con sillas moradas para traer un poco de reflexión y mejor autoestima a la gente que lo habita.

La imagen en general crea un híbrido entre modernidad y vanguardia, la combinación de los materiales, mármol carrara, cristal, metal, maderas y acentos de color dan a este lugar un carácter dinámico y flexible que obliga a fijar la vista en los detalles. Eso diferencia al espacio de cualquier otro. La utilización de hexágonos como símbolo de estructura, fuerza y orden acompañados con detalles gráficos de abstracciones de ADN que hagan recordar la importancia de originar, almacenar y transmitir de generación en generación información indispensable para el desarrollo de nuevas ideas que beneficien a la humanidad.

Se buscó aprovechar al máximo la luz natural y las vistas del lugar colocando los espacios construidos a los costados cortos, dejando fachadas traslúcidas para permitir el paso de luz al resto del espacio y así aprovechar al máximo la iluminación natural. Para sacar el mejor partido de la planta se mandaron todos los servicios a la parte posterior y ciega del edificio. Para la iluminación de este espacio se diseñaron luminarias específicas para el proyecto, creando líneas continuas de luz. Se zonificó de acuerdo a los usos y los niveles de iluminación según normas internacionales y la percepción del ser humano.

El uso de branding con el ADN de la empresa a todo lo largo de los espacios construidos refleja el orgullo de la empresa y les refuerza su identidad al ser una compañía que busca las mejores condiciones para sus colaboradores, siempre consciente de aprovechar todas las oportunidades para que ocurra la innovación.

Fuente: Space – spacemex.com
Imágenes cortesía de: Space – spacemex.com
Otras Notas

Mirá la revista